5 motivos para disfrutar de La amenaza fantasma

Con motivo del estreno de El despertar de la fuerza rompemos una lanza a favor del Episodio I de la saga Star Wars

Contaba el humorista Eugenio, en un viejo chiste, que una noche volvía a casa cuando, en mitad de la calle, presenció cómo tres jóvenes estaban pegando una paliza a una pobre anciana. Entonces, decía, me entró la duda: “¿Me meto o no me meto? ¿Me meto o no me meto?”. Y terminaba: “Al final no me pude aguantar y me metí. Y entre los cuatro menuda somanta a palos le metimos a la vieja”.

Así es como siempre he interpretado las críticas a La amenaza fantasma, una película tan fácil de atacar que, al final, presa de la inercia y la presión social, acaba recibiendo muchos más palos de los que se merece. Con el estreno de El despertar de la fuerza a la vuelta de la esquina quiero reivindicar una película injustamente tratada. Porque a ti también te gusto mucho más de lo que te atreverías a reconocer. Entre otros, por estos motivos.

1-    Su banda sonora

El de John Williams para La amenaza fantasma es uno de sus últimos grandes trabajos, y el mejor de toda la nueva trilogía. Una banda sonora muy superior a la película, como en todas las entregas de la saga. Una banda sonora que, en España, salió a la venta dos meses antes del estreno de la película y que en el título de sus pistas nos desvelaba el infeliz destino de uno de sus protagonistas.

Natalie Portman La amenaza fantasma

La amenaza fantasma es una película tan fácil de atacar que, al final, presa de la inercia y la presión social, acaba recibiendo muchos más palos de los que se merece

Si bien Williams rescata la fanfarria principal de la anterior trilogía para sus créditos iniciales y finales, se muestra coherente con su condición de precuela para ocultar leves apuntes, apenas unas notas, de la marcha imperial o del tema de amor que se desarrollarían en plenitud más adelante.

La banda sonora de La amenaza fantasma nos dejó dos temas imprescindibles en el universo musical de La guerra de las galaxias. El primero de ellos es Duel of the fates, capaz de inyectar épica a cualquier imagen a la que acompañe gracias a su uso grandilocuente de los coros y a un leit motiv obsesivo en su repetición constante de fondo. El segundo es el tema final de la película: Augie’s Great Municipal Band. Con evidentes reminiscencias narrativas al The throne room del Episodio IV, a pesar de ser muy inferior a éste, logra una melodía festiva con coros infantiles que viste a la perfección a las imágenes a las que acompaña.

La amenaza fantasma 1

El de John Williams para La amenaza fantasma es uno de sus últimos grandes trabajos, el mejor de la nueva trilogía

2-    Su último acto

Puedo entender que La amenaza fantasma parezca infantil, aburrida o confusa. Al fin y al cabo, esas son características intrínsecas a la saga de La guerra de las galaxias que sus más acérrimos seguidores han decidido obviar en otros de sus capítulos. Pero resulta imposible ver la última media hora de esta película sin maravillarte por la capacidad narrativa de George Lucas, que usa planos largos y dota a todas las secuencias de un pulcro sentido de la geografía. En todo momento sabemos dónde están los personajes y hacia dónde van, y ese es un mérito que nadie le pude negar a Lucas.

Este tercer acto aúna cuatro escenarios y cuatro clímax en paralelo. Entre ellos, una gran batalla generada completamente por ordenador que no ha envejecido en absoluto y el duelo de espadas láser más perfecto de toda la saga, mucho más ágil que los de la antigua trilogía, pero más verosímil que los de los Episodios II y III al no abusar del ordenador, por lo que gana en fisicidad. El espectador que se acerque sin prejuicios disfrutará de algunos de los mejores minutos de toda la saga.

La amenaza fantasma 2

Resulta imposible ver la última media hora de esta película sin maravillarte por la capacidad narrativa de George Lucas

3-    Liam Neeson

George Lucas fue el primero en ver a Liam Neeson y descubrir a un hombre de acción crepuscular. Qui-Gon Jinn es uno de los personajes más representativos de su carrera, y, a pesar de los palos que recibe una y otra vez La amenaza fantasma, nunca han sido Neeson o su personaje el foco de las críticas. Neeson tiene tal presencia y emplea tan bien todos los recursos que tiene en su mano que, seis años después, un tal Christopher Nolan le llamó para, básicamente, repetir su papel en Batman Begins.

En general, todo el reparto de La amenaza fantasma es un acierto. Tanto McGregor como Portman estaban en el momento ideal de sus vidas y sus carreras para ser Kenobi y Amidala. Pernilla August borda el pepal de madre de Skywalker. Terence Stamp dota de presencia aristocrática al Canciller Valorum, y es imposible imaginar un Palpatine mejor que Ian McDiarmid. Incluso el criticadísimo Jake Lloyd me parece un Anakin insuperable: fotogénico, alegre y dotado de una mirada aún limpia. Por más que pienso en todos los actores infantiles que haya conocido, no se me ocurre ninguno mejor para el personaje.

Liam Neeson La amenaza fantasma

George Lucas fue el primero en ver a Liam Neeson y descubrir a un hombre de acción crepuscular

4-    Darth Maul

Darth Maul es uno de los villanos más impactantes y carismáticos no ya solo del universo Star Wars, sino del cine de los últimos veinte años. Su diabólico maquillaje, sus cuernos, sus ojos amarillos, sus dientes metalizados o su sable láser de dos hojas contribuyeron a crear un villano inolvidable, que eclipsaba a cualquier otro personaje con el que compartiera plano. Tanto es así que, a pesar de salir tan solo en cuatro escenas, su rostro presidía el póster para cines de la película.

Gran parte del éxito del personaje se debió a la imaginación de su creador y al talento de los departamentos implicados en su caracterización. Pero no debemos negar su mérito al hombre tras el personaje. Ray Park era un especialista en artes marciales que prácticamente debuta en el cine con esta película. Y fue un acierto que fuera interpretado por un actor real en vez de generado por ordenador. Maul es un monstruo más que una criatura fantástica. Alguien que nos aterra pero puede ser vencido. Alguien poderoso, pero no invulnerable. Es una lástima que Lucas optara por no ofrecer más recorrido a una de sus mejores creaciones de la saga.

Ray Park La amenaza fantasma

Darth Maul es uno de los villanos más impactantes y carismáticos no ya solo del universo Star Wars, sino del cine de los últimos veinte años

5-    La carrera de vainas

Si uno ve toda la carrera de vainas sin emocionarse, sin sentarse en el borde del sofá deseando que Anakin gane a Sebulba, es que el cine de aventuras, el cine de acción o, más bien, el cine en general, no está hecho para él. Toda la secuencia está dotada del virtuosismo técnico exigible a la película, que roza la excelencia, pero es que, además, vuelve a estar muy bien narrada. El espectador en todo momento entiende qué está pasando y cuál es la situación de una carrera cuyas reglas acaba de aprender, más allá de las obvias referencias a Ben Hur.

No solo eso, sino que, además, Sebulba, la némesis de Anakin no es un personaje cualquiera, sino que está lo suficientemente cuidado en su diseño, personalidad y motivaciones como para no pasar inadvertido en el balance global de la película.

carrera de vainas La amenaza fantasma

Toda la secuencia está dotada del virtuosismo técnico exigible a la película, que roza la excelencia, pero es que, además, vuelve a estar muy bien narrada

Una película que tiene muchas más virtudes que las que la gente recuerda. Entre otras cosas porque muchos magnificaron los logros de la trilogía original, generando unas expectativas que ninguna película podía cumplir. Más de quince años más tarde quizás sea el momento de redescubrir una película que jamás será una obra maestra, pero sí un entretenimiento más que solvente y una digna sucesora de la saga.

Comentarios

comentarios

More from Daniel Lorenzo

Basado en una novela de Stephen King (70’s y 80’s)

La fructífera relación entre Stephen King y el cine vive un momento...
Leer más

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *